4 min de lectura

Leonardo Cueto, Senior Manager de Digital Channels en BBVA Perú, considera que aunque anteriormente en el sector bancario se hablaba de eficiencia, ahora los retos y las conversaciones giran en torno a la innovación y a la digitalización de los procesos. 

Retos bancarios en tiempos de COVID-19

retos

Leonardo comenta que BBVA está redoblando esfuerzos desde que inició la pandemia para brindar las mejores soluciones, ya que a pesar de que el factor demográfico influye en la jerarquización de la estructura y la toma de decisiones, hay personal que todavía no está convencido de la transformación digital. Sin duda, la brecha demográfica debe ser contemplada en las estrategias bancarias.

Un gran desafío que tuvo que afrontar el sector financiero con la pandemia fue entender que el trabajo se debía independizar de las oficinas y que se debían implementar políticas de forma remota.

Sin embargo, en la actualidad los retos que Leonardo considera que se viven en la banca son los siguientes:

  • La ciberseguridad. Se requiere un mayor esfuerzo para cumplir con este objetivo en el sector bancario. “Los usuarios quieren una integridad de las informaciones por parte de los transferentes”, dijo.
  • Las personas se han vuelto impacientes, por eso se sienten insatisfechas en menos tiempo, sobre todo cuando tiene que responder a acciones o funcionalidades. 
  • La legislación peruana supone un freno para muchas de las experimentaciones de productos.

Tendencias de la banca a nivel global

El conocimiento en la industria digital debe basarse mayormente en resultados medibles, algo que no ha sucedido en otros sectores durante la nueva normalidad. 

Según Leonardo, estas son algunas tendencias que se verán en el sector financiero:

  • Banca abierta. Se trata no sólo de ofrecer producto a clientes fidelizados, sino también pensar en el “no cliente”. Hay que emplear canales abiertos para entablar un diálogo desde la interacción.
  • Mecanismos de inversión. La banca buscará la forma de enseñar a la gente cómo invertir pequeñas y grandes cantidades de dinero.
  • Tecnologías como inteligencia artificial, internet de las cosas y comandos de voz acercarán a las personas a sus productos financieros, por ejemplo, a través del reconocimiento facial y otros aspectos biométricos.
  • Las personas no contratarán productos de una sola institución bancaria. Las compañías financieras deben concentrarse en generar vínculos, más que en retener clientes.

 Talento digital en el mercado peruano

Leonardo está convencido de que los perfiles digitales seguirán mutando a beneficio del sector al que ingresen. La transformación tecnológica implica que cualquier puesto entenderá, al menos, la base operativa del resto.

Ve un aumento en perfiles enfocados en comunicación, marketing y tecnología para propuestas de comunicación disruptivas. Por su parte, las personas que estudiaron diseño gráfico cumplirán roles de User Experience e Interfaz.

Retos de la banca y teletrabajo

Leonardo cree que las jerarquías en las compañías, en ocasiones,  distancian a las personas, lo que impacta al negocio y al ecosistema digital. Está a favor del conocimiento democrático humanizado dentro del sector bancario latinoamericano.

“Hay que aprender a confiar en la gente en el trabajo remoto. Hay que generar espacios virtuales humanos para conocer a las personas con las que trabajamos, y así fortalecer el vínculo con ellas”, dijo.

Transformación digital no significa que la empresa sea totalmente digital, sino que constantemente aprovecha la tecnología para lograr una mejora continua en sus procesos y que cuente con todas las herramientas de seguridad. Todo esto con el objetivo de que la gente pueda adaptarse rápido a los nuevos paradigmas. 

La ciberseguridad, la total satisfacción de las personas y la legislación son retos que deberán enfrentar las instituciones financieras peruanas. Además, deberán implementar estrategias como banca abierta, últimas tecnologías y generación de vínculos, con el fin de seguir siendo competitivas.